Cultivar tu propia marihuana en casa puede ser un dolor de cabeza si eres un principiante. No obstante, es válido aclarar que solamente debes cumplir una serie de normas establecidas por la ley para no tener que pagar multas por infringirla y tener una buena dotación de marihuana.

Cultivar tu propia marihuana en España es legal siempre y cuando sea solo para tu consumo, pudiendo llegar a cultivar hasta 2 kilos en el exterior. No se debe vender el producto, sus derivados, la planta o los cogollos, ni tampoco se puede hacer promoción sobre el cultivo de marihuana, ni incentivar a otros a cultivar, aunque si puedes usar un kit lec 315w para aumentar y mejorar tu producción.

Pasos para cultivar tu propia marihuana

Tener tu propio cultivo de marihuana en casa puede llegar a ser gratificante para algunas personas ya que se estarán ahorrando unos cuantos euros. Para cultivar marihuana debes seguir una serie de reglas básicas para garantizar el bienestar de la planta como una fuente de luz, aire fresco, alimento como abono, fertilizantes o tierra.

Exterior o interior

El cultivo para exteriores se recomienda en ambientes templados o subtropicales, los climas fríos no son adecuados para la planta, también la seguridad es un factor importante a tomar en cuenta.

Las ventajas de cultivar marihuana dentro de casa es que puedes modificar el ambiente, estar libre de plagas, y tener más cosechas que si cultivas en el exterior.

Sistema de cultivo

La planta de marihuana es muy versátil, puedes usar los sistemas de cultivos convencionales, los ecológicos donde no se emplea fertilizantes o los sistemas hidropónicos que no usan agua.

Iluminación

Para cultivar marihuana dentro de casa se debe tomar en cuenta la iluminación, es uno de los costos más elevados a la hora de cultivar marihuana en casa, requerirás lámparas de alta intensidad y de un temporizador para monitorizar las horas de luz que necesitará la planta.

Agua

La planta de marihuana es muy exigente con el agua, en algunos casos se necesita un filtro de osmosis inversa eliminar sales, metales o patógenos del agua.

El agua de tubo puede llegar a ser buena si cumple con los requerimientos, pero es muy dura la planta podría morir, si es muy blanda la planta puede enfermar y necesitarías agregar nutrientes como calcio a tu planta.

Olor y sonidos

Si vas a cultivar marihuana en casa, no quieres que otros se enteren ya que podrían denunciarte, los extractores y las cámaras luz pueden generar el ruido suficiente como para traspasar paredes.

Necesitarás un filtro de aire para esconder el olor de la marihuana que suele ser bastante fuerte. Sin duda cultivar marihuana en casa no es tan fácil como se cree, pero si eres quieres tener tu propia reserva puedes comenzar siguiendo estos sencillos pasos.